Organizaciones sociales de Jujuy se movilizaron este martes por las calles de esta capital para reclamar al Gobierno provincial “el correcto abastecimiento de mercadería” destinada a merenderos y comedores, al tiempo que solicitaron el pago de “un aguinaldo social y un bono de fin de año” por parte del Poder Ejecutivo local.

//Mirá también: La comunidad LGBTIQ+ de Jujuy recordó a Lourdes Ibarra

Los manifestantes se concentraron por la mañana en los puentes que conducen al centro de la ciudad y luego las columnas avanzaron por las calles para hacer escuchar sus demandas en oficinas dependientes del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, sobre la calle Belgrano al 1.100, y la Gobernación jujeña.

MERCADERÍA, BONO DE FIN DE AÑO Y AGUINALDO

“Hemos salido a las calles para exigirle al Gobierno medidas contundentes para salir de la crisis económica que recrudece con el hambre de los sectores más humildes”, señaló Miguel Ramos, activista de Asamblea Trabajo y Dignidad (ATD).

Denunció asimismo el dirigente que “se cortó el abastecimiento de mercaderías para comedores hace dos meses y en algunos casos hace tres” y agregó que los sectores sociales vulnerables requieren la “generación de trabajo genuino, pero ante la situación que estamos viviendo, vamos a exigir un bono de fin de año y un aguinaldo social”.

“Tenemos derecho a pasar una Navidad digna y creemos que es necesario que se otorgue algunos insumos a los cientos de integrantes de organizaciones sociales en Jujuy”, remarcó Ramos.

La jornada de movilización fue denominada a nivel nacional “Bajen los precios, que acá solo hay niños comiendo” y en ese sentido los activistas también hicieron sentir su reclamo a las afueras de cadenas de supermercados, donde criticaron que la canasta básica “está por arriba de los 72.000 pesos, la inflación por encima del 51 por ciento”, para luego objetar un aumento en la dieta de concejales de la capital jujeña porque “siempre van a contramano de lo que pasa acá bajo”.

//Mirá también: Empleados públicos de Jujuy cobrarán noviembre desde el sábado 4

“Desde el interior del país, desde los pueblos y parajes, desde las capitales del hambre salimos una vez más a exigir políticas públicas urgentes que tiendan a reducir la creciente desigualdad, que se logra primero atendiendo lo urgente como la alimentación”, reiteró.

Finalmente, el vocero de los movimientos sociales avizoró que como solución al conflicto solo se logrará con “si se genera trabajo, si se puede acceder a tener un techo, y a la tierra para producir y vivir dignamente”.