Esta tarde será oficiada una misa en el canchón de caña de azúcar, para orar por las víctimas de la tragedia


La identidad de cuatro de los cinco cuerpos hallados durante el incendio en el ingenio La Esperanza será determinada por las pruebas de ADN, por cuanto resultó negativo el intento de reconocimiento por parte de familiares, mientras sigue la búsqueda en el lugar de al menos dos trabajadores más.

En tanto, la empresa hizo saber que este viernes a las 19:30 hará oficiar una misa en el canchón de caña de azúcar “para rogar por el eterno descanso de nuestros hermanos fallecidos” en el trágico suceso.

El procedimiento para dar con el nombre de las víctimas ya encontradas, solicitado hasta con una marcha realizada en la localidad de La Esperanza, se realizó este viernes por la mañana en el Centro Judicial de San Pedro de Jujuy, donde tres familias de los obreros denunciados como desaparecidos ingresaron a la morgue, manifestó el fiscal interviniente, Ernesto Lian Resúa.

El fiscal Resúa (izq.) y el jefe de la Policía, comisario Corro, mantuvieron permanente contacto con los periodistas durante las horas más tensas en el ingenio La Esperanza.

En el lugar se hicieron presentes “alrededor de treinta personas, pero ingresaron solo seis familiares, dos por cuerpo”, dijo el director del hospital “Guillermo Paterson” de San Pedro, Marcelo Villa, quien integró el equipo para dar contención psicológica a los familiares, dispuesto por el Ministerio de Salud provincial.

Respecto a las pruebas de ADN, Resúa detalló que las muestras fueron enviadas el jueves mismo cerca de las seis de la tarde al laboratorio de Genética Forense del NOA, pero no estimó cuando se conocerá los resultados.

En conferencia de prensa, el fiscal señaló también que desde temprano continuaron este viernes las tareas para dar con los cuerpos que aún faltaría hallar, según las denuncias realizadas.

Al confirmar que sin bien eran tres las personas que habían sido contabilizadas como desaparecidas, el funcionario juidicial señaló que de acuerdo a lo denunciado y a tareas investigativas se logró establecer que son dos las que restan por encontrar.

En tanto, dirigentes del Sindicato de Obreros y Empleados Azucareros (Soea) del Ingenio La Esperanza, al acompañar a las familias, volvieron a manifestar el “profundo dolor por lo ocurrido”, además de exigir que se dilucide las responsabilidades sobre la tragedia.

“Hace bastante veníamos diciendo que esto iba a pasar. Veremos cómo continua, porque acá se tienen que hacer cargo de lo que pasó, será el juez de la quiebra, el Gobierno provincial, serán los nuevos dueños, alguien se va a tener que hacer cargo de la pérdida de nuestros compañeros”, dijo Sergio Juárez, secretario general del Soea.

El jueves a la noche, los familiares de trabajadores del ingenio marcharon hasta la comisaría 25 de La Esperanza para exigir información sobre los obreros desaparecidos y las pericias que se lleva adelante.

Los bomberos trabajaron sin descanso por más de doce horas para sofocar el fuego y enfriar las instalaciones.

Esta tarde a las 19:30 será oficiada una misa “para rogar por el eterno descanso de nuestros hermanos fallecidos en esta tragedia y orar por la fortaleza de sus familiares y amigos”, se lee en un comunicdo del Grupo Budeguer.

“Nos encomendaremos a Dios para lograr salir de este dificil momento con la energía renovada, y así poder juntos reconstituir nuestra fuente de trabajo”, dice la convocartoria.

Hasta el momento, según se confirmó oficialmente, son seis los obreros que perdieron la vida por el incendio producido en la tarde del miércoles a raíz de una explosión en el sector de Destilería, lográndose sofocar el fuego recién alrededor de las ocho de la mañana del jueves.

Inicialmente los bomberos hallaron cinco cuerpos, de los cuales solo uno con menor grado de quemaduras pudo ser reconocido y fue identificado como Severino Rodríguez,

En tanto, uno de los obreros que fueron internados con quemaduras, Diego Ibarra, falleció el jueves por la tarde al encontrarse con más de un 80% de su cuerpo afectado por el fuego.




Comentarios