El hecho se registró tras la denuncia de un vecino del paraje Nueva Libertad, quién alertó a la Policía que desconocidos le sustrajeron de su domicilio un freezer.

Inmediatamente, el rápido accionar en conjunto con efectivos policiales de la localidad de Colonia Wanda, llegaron hasta el barrio Felipe 1, donde se constató que un flete llegaba a una vivienda familiar, transportando un electrodoméstico de similares características al sustraído.

Efectivos policiales recuperaron un freezer que había sido robado y comercializado.

Fue así que se estableció que un vecino habría adquirido de buena fe el objeto. Acto seguido, los uniformados secuestraron el mismo y lo trasladaron a sede policial. Allí fue reconocido por el damnificado como de su propiedad.