Romina Malaspina enseñó a prepar el trago del verano: el paso a paso

El secreto de Romina Malaspina para combatir al verano
El secreto de Romina Malaspina para combatir al verano Foto: instagram/rominamalaspina

La modelo compartió con sus seguidores una preparación rápida y fácil para los días de calor.

El verano llegó para quedarse y es sinónimo de vacaciones, reuniones con amigos, pool party y fiestas en la playa. Para todos estos planes es ideal acompañarlos con una buena combinación de comidas y bebidas livianas y refrescantes, tal y como enseñó Romina Malaspina.

La DJ mantiene una dieta equilibrada a partir de su entrenamiento físico que contempla comidas bajas en harinas y bien protéicas para tener la energía necesaria. Es por eso que algunos bocadillos infaltables de su dieta son las frutas, el pescado y el queso. pero tampoco se priva de darse algún gusto.

Romina Malaspina
Romina Malaspina Foto: instagram/RominaMalaspina

Y si bien son pocas las ocasiones en las que se la puede ver tomando alcohol, una tarde de pileta es el momento perfecto para descontracturar un poco y tomar algo rico. Es por eso que através de Instagram mostró el paso a paso del trago ideal para el verano: el fermelo.

Como su nombre lo indica es una combinación de fernet con pomelo, un toque que sale de la clásica preparación del coctail con coca. En este caso se necesita hielo, fernet y gaseosa sabor pomelo sin azúcar.

Lo primero es llenar un vaso con hielo. Incorporar un tercio de fernet y completar con la gaseosa. Revolver, “con el dedo” como indicó la influencer y disfrutar.

Más opciones de tragos para el verano

Una idea rápida de preparar para los días de calor pueden ser los daikiris. Este clásico de todas las barras permite la mazcla de casi cualquie fruta, el truco está en que sea dulce y jugosa, como las frutillas o durazno.

Daikiri fresa
Daikiri fresa Foto: web

Para su preparación es necesario licuar frutillas frescas (o la fruta a elección), una cucharada de azúcar, 2 cdas. de jugo del lima o limón 1/2 taza de ron blanco o dorado y hielo.

Otra variente es la reversión del clásico gin tonic. En este caso se necesita de 2 onzas de ginebra, jugo de medio limón, un toque de azúcar y un chorro generoso de soda hasta completar el vaso, y hielo.