Francisco Benítez es la verdadera revelación de La Voz Argentina. El cordobés llegó a la final del programa y en cada una de sus presentaciones sorprendió e hizo emocionar no solo a su coach, Soledad Pastorutti sino a Ricardo Montaner, Lali, Mau y Ricky y al público en general.

//Mirá también: La Voz Argentina: Francisco Benítez y su emotivo pase a semifinales

Este domingo se llevará a cabo la gran final que lo tiene a èl como protagonista, pero también a otro cordobés como Ezequiel Pedraza, además de Luz Gaggi y Nicolás Olmedo.

Pero hay que remontarse al 27 de junio para conocer la historia de Francisco Benítez, ese fue el día en el que el cordobés se presentó por primera vez en La Voz Argentina. Ese fue el día en el que Córdoba, Argentina y el mundo conocieron a este cordobés que les robó el corazón.

“Tengo 22 años y soy de Colonia Tirolesa. Trabajo en una cooperativa eléctrica de luz. Soy el chico que tiene problemas como tartamudez, lo tengo desde los 6 años y he sufrido mucho al no poder animarme a hablar en público”, arrancó contando Francisco.

Pero eso no sería lo que más llamó la atención sino las palabras que vendrían después que demostraban el sufrimiento que significó para Fran. “No quería salir de mi casa, no quería hablar con nadie, me encerraba solo en mi pieza, en mi cuarto. Llegaba un punto en el que no quería estar mas en este mundo hasta que un día así como cosas del destino conocí a mi novia, ella fue la que me impulsó a que no me quede atrás”, explicó.

Justamente Rocía, su novia, contó: “Siempre pone lo mejor de él y eso es lo que me gusta. Le pone todas las ganas, la fuerza y lucha por lo que quiere”. “Cuando él sube al escenario es otra persona”, agregó Mariela, mamá de Francisco.

“Cantar me hace olvidar de todo. Mi sueño aparte de ser cantante es tener mi familia, hace poco nos enteramos de una noticia muy linda que es que vamos a ser padres”, cerró contando Francisco Benítez.

En lo que se conoce como la audición a ciegas, Francisco eligió para su presentación la canción “Todo Cambia”. El primero en darse vuelta fue Ricardo Montaner, seguido por sus hijos Mau y Ricky. Al poco tiempo sería la Sole la que giraría su silla comentando “qué buena voz”. La última sería Lali.

“Explicame por qué me hiciste llorar”, fue la primera frase de Ricardo Montaner. “Yo te voy a decir algo. Hay mucha gente en el mundo que canta muy hermoso, pero hay gente específica que Dios escoge para tocar la vida de la gente. A ti se te nota más de lo que te puedes imaginar y no te has enterado todavía lo mucho que Dios te va a usar a ti. Este programa está hecho específicamente también para brindarle la plataforma a gente como tu para llevarle un mensaje de esperanza y amor a la gente que está viendo y que lo necesita”, agregó con lágrimas en los ojos Mau.

//Mirá también: La Voz Argentina: Francisco Benítez emocionó a todos y recibió elogios hasta de Abel Pintos

Y Ricky apuntó: “Cuando alguien canta de la manera que cantas tu y comunica de la manera que comunicas tu cuando cantas, no hace falta que hables, no hace falta que digas más nada. Porque lo que tu nos dijiste cuando cantaste dijiste todo”.

“Elegiste una canción muy especial para nuestro país, para Latinoamérica, pero particularmente para nuestro país. La mejor versión sin duda es la de Mercedes Sosa y la tuya no está tan lejos. Lo que me emociona de vos es que te transformás. Estás ahí parado y es como que si no hubieras querido todo esto. Te digo convencida que vas a llegar muy lejos en este programa y en la vida. No muchas personas logran lo que lograste vos. Tenés una voz profunda y limpia que hiere el corazón, pero de forma linda”, enfatizó también muy emocionada la Sole.

Luego de ese emotivo momento, Francisco Benítez eligió quedarse en el Team de Soledad Pastorutti y así comenzaría su emotivo camino por La Voz Argentina hasta la final.