Indignación en la localidad cordobesa de Arroyo Algodón por las heridas en boca y lengua que sufrió el "Negro Cabezón", un perro callejero querido por todos, durante los festejos por el triunfo de River ante Boca en la Copa Libertadores.

Sucedió cuando un hombre, al parecer alcoholizado y exaltado por la victoria Millonaria, arrojó un petardo donde estaba el perro, quien ahora no puede comer porque tiene la boca anestesiada.

"El 'Negro Cabezón' no va a poder comer como un perro normal por un largo tiempo, ya que su garganta también se vio afectada. Está con anestesia en su boca para ver si puede tomar agua", explicó la vecina Silvina Maidana en Villa María Vivo.

El perrito herido.

El perro "es de la calle y es muy bien cuidado por todos. Con motivo de los festejos de River, alguien sin piedad le tiró una especie de ‘cuete’, lastimandolo", añadió.

El animal incluso es "la mascota" de un colegio primario cuyos alumnos lo alimentan a diario.

Una vecina intercedió para ayudar al animal y el autor del petardo la agredió, contó Maidana.