Ante la gran cantidad de familias afectadas por los incendios en el valle de Punilla, el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación informó que envió materiales de construcción, ropa de cama, artículos para el hogar, alcohol en gel, zapatillas, colchones y ropa de abrigo.

La medida tiene como objetivo asistir a las víctimas en esta situación. Daniel Arroyo, ministro de Desarrollo Social sostuvo: "El presidente Alberto Fernández sostiene que nuestro gobierno debe estar con los que más nos necesitan. Por eso, nos acercamos a las familias cordobesas con asistencia para acompañarlas en este momento".

Es por esto que este viernes llegó al valle de Punilla, el subsecretario de Asistencia Crítica, Gustavo Aguilera, donde se enviaron 12 mil kilos de alimentos, 81.900 litros de agua, 500 litros de alcohol en gel, 400 chapas y tirantes, 240 colchones, 100 sábanas de una plaza, 200 sábanas hospitalarias, 200 frazadas, mudas de ropa, 200 pares de zapatillas, mil camperas, kits escolares, roperos y cajoneros.

Además, se destinaron a esa zona materiales para ayudar en la reconstrucción de los hogares alcanzados por el fuego, como piso flotante, juegos de grifería, artículos de bazar y artículos para el hogar.