El fiscal de Bell Ville, Nicolás Gambini, dispuso elevar a juicio una causa en que se investiga a un hombre de 30 años por el delito de grooming, en perjuicio de la hija de quien era su pareja en ese momento.

El hombre cuyos datos se mantienen en reserva para proteger a la niña, está acusado por los delitos de contacto telefónico con menores de edad con fines sexuales o grooming y suministro de material pornográfico, calificado por tener la víctima menos de 13 años de edad, dijeron voceros judiciales.

En noviembre de 2017, mientras vivía con su pareja, el acusado aprovechó esa convivencia y la confianza que había ganado con la hija de ella, para abordarla por medio de mensajes de texto.

Además de enviarles imágenes pornográficas el hombre habría propuesto mantener relaciones sexuales, a la chica de entonces de 12 años.

Ante esta situación, la menor contó los hechos a sus abuelos, quienes relizaron la denuncia.

La causa será remitida a la Cámara del Crimen de la ciudad de Bell Ville.