Figura en el 3-0 sobre Tigre, atajó un penal y le su cuota de experiencia a un equipo que no había ganado en 2020.


Las atajadas de Jorge Carranza resultaron clave para que Instituto derrote 3-0 a Tigre en su domicilio, en su primera victoria del año.

El Loco, quien regresó al club como refuerzo por la lesión de Germán Salort, se mostró muy seguro. Ganó todos los mano a mano y además, desvió un penal a Emanuel Dening cuando la Gloria ganaba 2-0.

“Sentí que no me había ido nunca”, afirmó el arquero en su retorno tras nueve años.




Comentarios