El presidente de la Unión Comercial de Catamarca (UCC) dio a conocer la realidad que atraviesa el sector.


La difícil situación económica por la que está pasando el país, hizo que se pierdan varios puestos de trabajo y en los últimos días se conoció que en Catamarca el cierre de locales comerciales fue de aproximadamente entre el 8 y 10%.

Alejandro Segli, presidente de la Unión Comercial de Catamarca (UCC), no se mostró optimista con el futuro del sector, si la política económica no cambia. “La coyuntura en la que estamos insertos los catamarqueños, hoy no está ayudando mucho. Nos está costando mucho entender el por qué todavía no se la da el apoyo a la Pyme. Somos 850 mil generadores de empleo genuino en Argentina que no tenemos apoyo de ningún tipo, y que vivimos bajo una presión fiscal que es histórica y es única en el mundo”, afirmó.

“A este ritmo no se puede trabajar. Nos ha estado costando mucho mantener nuestro costo fijo, nuestras cargas sociales, nuestros impuestos”, agregó en diálogo con El Esquiú.

Para finalizar, Segli expresó: “Muchas empresas no han presentado todavía sus balances de este año, muchos no han cerrado su declaración jurada de ganancias por falta de liquidez, y con estas tasas de interés no se puede seguir trabajando. Entonces, lamentablemente, si esto no se revierte en el corto plazo, se van a producir más cierres, más despidos en la parte privada también”.





Comentarios