El catamarqueño no acató las medidas preventivas contra el coronavirus y reunió a más de diez personas e n su casa.


Un hombre de 45 años terminó detenido ya que violando la cuarentena obligatoria establecida por el gobierno nacional decidió realizar una fiesta en su casa en la que estuvieron presentes más de diez personas.

El hecho ocurrió durante la noche del viernes en la localidad de Esquiú. Las autoridades se percataron del evento organizado por este hombre catamarqueño, que ante la advertencia decidió seguir adelante con la fiesta por lo que quedó trás las rejas.

En el caso intervino la Fiscalía de Recreo. La decisión fue debido a las medidas impuestas por el Poder Ejecutivo Nacional en las que el aislamiento social preventivo y obligatorio rige en todo el país con el objetivo de prevenir el avance del coronavirus en Argentina.




Comentarios