Según informó el Jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, desde el lunes no será obligatorio el uso de tapabocas para los alumnos de todos los niveles de las escuelas de la Ciudad de Buenos Aires.

El objetivo de la medida es “mejorar el bienestar socioemocional de los chicos al recuperar las dinámicas en las aulas y los vínculos con sus docentes y sus compañeros”.

Horacio Rodríguez Larreta jefe de Gobierno de la Buenos AIres Fotografía José Gabriel Hernández / La Voz Foto: José Hernandez

“El contexto sanitario actual refleja un descenso del 65% en los nuevos casos diarios respecto al comienzo del ciclo lectivo en febrero del 2021, por lo que de esta forma se dará un nuevo paso para que los chicos puedan asistir a clases con normalidad”, expresó el mandatario.

Y explicó que la decisión fue tomada por especialistas de los ministerios de Salud y Educación porteños teniendo en cuenta la baja de contagios de coronavirus y al avance en relación al Plan de Vacunación.

En cuanto al impacto negativo que provocó la pandemia en menores de edad, señaló: “Mostramos investigaciones que lo demostraban. Lo vemos en las casas, en las escuelas. Los chicos están con ansiedad, angustia, duermen menos, les cambió la manera de socializar. Por el desafío siempre fue devolverle a los chicos la escuela como era. Porque es un espacio de encuentro, de amistad, de contención, ordena las rutinas familiares”.

“La evidencia científica demuestra que las clases presenciales no representan un mayor riesgo de contagio que el resto de las actividades. Para todas aquellas familias y alumnos que por elección propia elijan mantener el uso de tapaboca en la escuela, estará tanto permitido como recomendado, al igual que la desinfección de manos y la ventilación permanente de los espacios”, afirmó el Jefe de Gobierno porteño.