Fue para colaborar con la labor del Centro Comunitario San Roque y evitar el aglomeramiento de vecinos en las instalaciones.


Las autoridades de la Comisaría Séptima no dudaron en sumarse a una loable tarea de ayuda comunitaria y se pusieron a disposición del Centro Comunitario San Roque.

Los efectivos llevaron a cabo el traslado de los bolsones de alimentos destinados a los más necesitados dentro del ámbito jurisdiccional.

La emergencia sanitaria y la medida del aislamiento obligatorio, impactó económicamente en la familias más vulnerables de la ciudad. Es así que instituciones llevaron a cabo para una mejor organización y evitar la aglomeración de gente, la repartición domiciliaria de bolsones de mercadería.

Con admiración, sorpresa y asombro, la ciudadanía recibía la ayuda en manos de los uniformados y en las caras de los mismos se observaba una sonrisa que lo manifestaba todo.

Policías bahienses




Comentarios