Ya pasaron siete años del penal que Marcelo Barovero le atajó a Emanuel Gigliotti por las semifinales de la Copa Sudamericana 2014, que finalmente tuvo como campeón al “Millonario”. Y, además de estar en la memoria colectiva de los hinchas del club de Núñez, en las últimas horas “Trapito” se encargó de traerles un hermoso recuerdo para los fanáticos, a días previos de un nuevo Superclásico.

//Mirá también: River goleó a Aldosivi por la Copa de la Liga Profesional y jugará contra Boca

Es que el defensor de los tres palos del Burgos tapó un penal de la misma manera que lo hizo en aquel partido bisagra contra el rival eterno de la institución.

Hay varios factores que hacen que la acción sea muy similar a la de aquel encuentro. Por un lado, visualmente, Barovero se muestra de la misma forma: su indumentaria era de color verde. Por otro lado, también frenó la trayectoria del balón a mano cambiada. Por último, el festejo se repitió: al igual que en 2014, levantó su dedo índice.

Y hay más. Es que gracias al penal que atajó recientemente, su equipo ganó por 1 a 0 contra el Celta B y finalizó primero en la fase de grupos. ¿Quién convirtió el tanto? Leonardo Pisculichi, el autor del único gol en aquella semifinal por Sudamericana, en la que River se impuso a Boca.

Emanuel Gigliotti, la víctima

Después de aquella histórica tapada Marcelo, Emanuel Gigliotti quedó marcado por los hinchas del “Xeneize”. Culpabilizaron al delantero por no haber marcado el gol. Por eso, tiempo después, desde Boca le buscaron una salida. Fue así que emigró al fútbol chino.

//Mirá también: Boca perdió por primera vez contra Patronato en la Copa de la Liga Profesional

Hace poco, en una entrevista con TyC Sports, en su tradicional sección “Libero Vs.”, el “Puma” se refirió a las gastadas que recibió por errar el penal. “Al principio cómo se dio sí me afectó. Pero ahora me chu... un hue...”, aseguró. Y cerró: “Cualquier cosa que sube alguien tiene más negativo que positivo. Yo a veces contesto porque me da gracia”.

Al fin de cuentas, después de dos años en el fútbol asiático, Gigliotti regresó a la Argentina. Jugó en Independiente y obtuvo dos títulos con Ariel Holan como entrenador: la Copa Sudamericana 2017 y la Suruga Bank 2018. Actualmente, está en León de México.