Una fuerte tormenta de lluvias y vientos azotó en la madrugada de este domingo en la ciudad de Mar del Plata y las zonas aledañas. Entre los daños provocados, se cayeron varios árboles y postes de luz , se volaron los techos de algunas viviendas y se presenciaron cortes de luz en al menos cinco barrios, según informaron fuentes del municipio. El Servicio Meteorológico mantiene una alerta naranja por fuertes ráfagas de entre 60 y 90 km/h.

//Mirá también: Nahir Galarza cumplió 1300 días encerrada: tiene peleas con otras residentes y denunció a una por acoso sexual

Fuertes vientos en Mar del Plata\u002E

Según el informe oficial del SMN, las fuertes ráfagas habían iniciado en la última hora del sábado, durante la “alerta naranja” que había emitido el servicio, y continuaron durante la mañana del domingo, en pleno comienzo de las vacaciones de invierno. Antes de que comenzara el temporal, ya estaba vigente una “alerta amarilla”, que avisaba sobre posibles vientos del sudoeste con velocidades de entre 30 y 50 km/h, que podrían subir a 60 y 90, como efectivamente sucedió.

Con respecto a los daños causados, la dirección de Defensa Civil de Mar del Plata reportó al menos 11 techos que se desprendieron por los vientos, además de 13 árboles que se cayeron en distintos puntos de la ciudad, algunos incluso sobre casas y autos. También se produjeron caídas de postes de energía, lo que provocó cortes de luz en al menos cinco barrios.

Los fuertes vientos que se registraron en Mar del Plata dejaron árboles caídos

La Municipalidad informó que la Secretaría de Desarrollo Social tuvo que brindarle ayuda a dos familias que fueron afectadas por la tormenta, pero que afortunadamente no hubo ningún herido. Hasta ahora, se sabe que el temporal azotó a todo el partido de General Pueyrredón y a los distritos vecinos de General Alvarado y Necochea. En la localidad de Miramar se reportaron también varias caídas de árboles y de marquesinas de algunos comercios. Por su parte, en Necochea, cuatro familias tuvieron que ser evacuadas por los daños que la tormenta dejó en su zona.

Mientras tanto, el SMN aún mantiene la alerta naranja en toda la zona y alrededores por ráfagas que pueden alcanzar los 90 km/h. El aviso sostiene que “se esperan fenómenos meteorológicos peligrosos para la sociedad, la vida, los bienes y el medio ambiente”.