La segunda velada de la semana de "Divina Comida" no fue una buena noche para el anfitrión Grego Rossello. Los demás invitados le criticaron desde el monoambiente hasta la comida.

Divina Comida (Web)

A pesar de que le puso todo el esfuerzo a homenajear a Floppy Tesouro, el "Coco" Sily, Boy Olmi y Denise Dumas, el instagramer no logró convencerlos del todo y terminó la velada con 29 puntos.

El menú elegido por Grego, que confesó que nunca había cocinado nada, fue: picada como entrada y como principal milanesas de pollo con ensalada y revuelto gramajo. Para el postre preparó waffles con dulce de leche, chocolate y crema.

"Te voy a pedir un poco de revuelto gramajo porque tengo en casa un caño que pierde", bromeó Sily sobre la comida. Y a la hora del postre Floppy dio la nota: denostado: "Debo ser una de las pocas argentinas a las que no les gusta el dulce de leche", se justificó. Mientras, Sily le quitó el chocolate.

Durante la charla, Grego sorprendió a los invitados cuando les mostró que tenía dos premios Martín Fierro en el departamento. "Uno es el mío, que lo gané este año, y el otro es el de Cinthia Fernández", comentó, ante las risas de los demás.

Además, para distender, cada uno contó una anécdota laboral, y la de Grego fue con Lali Espósito. Cuando debutó en "Casi Ángeles" tuvo una escena en la que tenía que guiñarle el ojo a Lali, pero le resultó imposible, y al día de hoy no puede hacerlo.