Más allá de las rutinas personales, los expertos recomiendan un momento específico de la jornada para bañarse y explicaron sus beneficios para la salud.


Muchas personas prefieren la ducha a primera hora de la mañana con la excusa de que sirve para despertarse mejor y más rápido. Sin embargo, los especialistas revelaron que el momento más oportuno para hacerlo es la noche y explicaron sus beneficios.

Si bien es cierto que todo dependerá de la rutina y los hábitos de cada persona en particular, aquellas que se bañan por la noche afirman que descansan mejor e incluso muchas veces lo hacen por la necesidad de sentirse limpios luego de una larga jornada de trabajo.

Los médicos recomiendan bañarse por la noche por varios motivos. Uno de ellos es la higiene, pero también por una cuestión de temperatura corporal: salir a la mañana con el pelo mojado, más aun en invierno, favorece a la caída de defensas que pueden conllevar a posibles resfríos, además no es saludable para la piel y puede generar lesiones difíciles de revertir.

limpieza facial, imagen ilustrativa (web)

Sobre este último aspecto, la dermatóloga Paloma Borregón destacó la diferencia entre limpiarse el rostro y lavarse el cuerpo entero: “El cuerpo solo se lava una vez al día, porque podríamos alterar el microbioma y favorecer infecciones”, especificó en una entrevista al medio español El País.

En cambio, “el rostro dispone de más glándulas sebáceas que lo hidratan de por sí, y deberíamos limpiarlo dos veces. Por la noche, retiramos maquillaje y suciedad del día. Por la mañana, tras el recambio celular del descanso, para retirar las capas muertas”, amplió la profesional.




Comentarios