A raíz del trabajo de más de un año llevado a cabo por el concejal Javier Branca, el Concejo Deliberante de Ushuaia votó por unanimidad la ordenanza que regularizará el servicio de remis. Esta nueva normativa deroga la existente y llevará la solución a 180 familias que dependen del trabajo de los profesionales del volante de las agencias de remis en Ushuaia. En este sentido, Javier Branca estuvo en Radio Mitre Ushuaia donde expresó su sorpresa y alegría a la vez, por haber logrado la aprobación de la normativa que impulsó luego de un trabajo de análisis minucioso, intercambios de ideas y consensos.

Javier Branca en el recinto del Concejo Deliberante de Ushuaia. Sesión donde se decidió dar voto positivo a la ordenanza.Prensa Branca

Al momento anterior de la sanción de la ordenanza, los remiseros no eran propietarios de sus legajos “estaban sujetos a voluntad, a la subjetividad del agenciero que decidiese o no, renovarle el contrato al año siguiente. No había ningún marco normativo, ninguna legislación que les brindase un solo derecho a los remiseros”, dijo. También remarcó “la ordenanza vigente, la 337, establecía el derecho a los dueños de la agencia, el derecho de los pasajeros; que está muy bien, pero no consagraba ni un renglón, ni una palabra, algún derecho del que está 12, 14 horas arriba del auto para llevarse un mango a la casa y quien realmente le brinda a la comunidad el servicio”.

A su vez, resaltó que durante la pandemia, el servicio de remis fue esencial. “Cuando gran parte dela comunidad estaba en su casa, los remiseros continuaron trabajando igual. Ahí demostraron que eran un servicio esencial, y un servicio esencial que no tenía ningún derecho”, expresó.

La otra cara de la moneda, los compañeros choferes de taxis estuvieron reticentes en principio, ya que pensaron que esta nueva ordenanza aumentaría la cantidad de autos que circulan y trabajan como remis. Al respecto Branca manifestó haberse reunido con los taxistas en varias oportunidades tanto en la Asociación, como en otros lugares. “Cada uno de los puntos que me pidieron que esté en el proyecto de ordenanza para darle a ellos alguna seguridad, alguna tranquilidad, estaban en el proyecto”, dijo y mencionó que los taxistas, a través del presidente saliente de la Asociación, le expresaron que no pensaron que la ordenanza iba a prosperar.

Concejal Javier Branca en el programa "La hora Vía", emitido de lunes a viernes de 18 a 20 hs por Radio Mitre Ushuaia.Radio Mitre Ushuaia

En un acto de franqueza, Branca expresó que él tampoco pensó que se iba a lograr. Destacó que al principio, cuando comenzó a transitar las gestiones y la elaboración de la ordenanza contó con el apoyo del concejal Gabriel de la Vega y alguno más. El resto manifestaba que no había una cuestión laboral, porque no son empleados de las agencias y al ser monotributistas firman un contrato. “El contrato, más allá de lo anecdótico que dice ‘lo conocemos en el momento de firmarlo’, los cierto es que en la práctica tienen que aceptar las condiciones porque la opción es no tener trabajo”, dijo y resaltó que la vieja normativa, la ordenanza 337, permitía que eso sucediera.

El edil anunció que con la nueva ordenanza, “los remiseros son dueños del lugar que compran. Ya no lo comprarían más en el mercado negro. Se le pagaría un canon a la Municipalidad por las transferencias igual que en los taxis y serían dueños de ese lugar a través de una licencia. Una licencia que es de la Municipalidad, que la Municipalidad se las renovaría cada 10 años”. Como requisito para la renovación, los remiseros deberán estar trabajando dentro de una agencia.

También remarcó que, antes las agencias tenías cautivas a la clientela. “La agencia no vive de los pasajeros, vive del canon diario que les paga cada remisero. Independientemente de que el remisero trabaje mucho, trabaje más o menos, trabaje poco o no trabaje”.

De este modo, los remiseros y las familias que dependen de su trabajo, quedaron contentos con la decisión de los concejales. Ahora las empresas deberán trabajar más, competir para prestar mejor servicio y captar la mayor cantidad de pasajeros clientes. La ordenanza se votó unánimemente y por ello Javier Branca expresó “ningún concejal se quiso quedar afuera de otorgar derechos a vecinos y vecinas de la ciudad, que hace 33 años no los tenían”.

Grupo de remiseros que decidieron apersonarse al Concejo Deliberante para escuchar la sesión. Prensa Branca