En la mañana de este domingo, pasadas las 6, mas de 20 mil palomas representando a unos 600 palomares de Buenos Aires y la región volaron en la Undécima Edición de la Suelta Especial Santa Rosa, desde las instalaciones del Autódromo Provincia de La Pampa.

Hubo ejemplares de La Plata, Cañuelas, CABA, Luján, Junín, Rosario y Casilda, entre otras localidades, en la prueba colombófila más grande de la Argentina en cuanto a cantidad de ejemplares, que contó con la organización del Círculo Integrado de la Sociedad Colombófila Paloma Mensajera de Pergamino, fiscalizado por la Federación Argentina de este deporte, el apoyo de La Mensajera Pampeana de Santa Rosa y la colaboración de la Subsecretaría de Deportes del Gobierno de La Pampa.

La suelta se desarrolla habitualmente entre agosto y septiembre, cuando las palomas tienen el máximo de su rendimiento, pero este año, a raíz de las limitaciones en los traslados interprovinciales por la pandemia del coronavirus, el evento fue retrasado hasta conseguir las habilitaciones correspondientes.

El dirigente pampeano Miguel Angel Pérez, socio de la Federación Colombófila Argentina, explicó que "por el hecho de que este año es atípico, con pocas competencias por el Covid, en esta edición del Premio Santa Rosa también se sumaron palomares que pertenecen a la Unión Colombófila Platense".

Osvaldo Molins, dirigente del Círculo Integrado Pergamino, le dijo a La Chueca que "fue una verdadera fiesta. Nos tocó un día espectacular para la suelta que quedará en la historia por el número de palomas que largaron".

Por último, Molins agradeció al subsecretario de Deportes, Ceferino Almudévar, y al dirigente pampeano Pérez, que "otra vez nos dio una gran mano para que pudiéramos realizar la suelta", concluyó.