El detenido es un joven sanjuanino que violó la cuarentena para cometer el ilícito. Imágenes sensibles.


Un violento episodio se vivió en una obra de construcción ubicada en la localidad de Pocito, provincia de San Juan. Un delincuente fue atrapado infraganti cuando robaba en plena cuarentena preventiva y obligatoria. La situación que parecía ser una simple aprehensión terminó con la intervención de personal médico después de que el sujeto golpeara una y otra vez su cara contra un patrullero.

La obra de donde sustrajo todos los materiales.

De acuerdo a la publicación de Diario de Cuyo, todo ocurrió este último domingo en Calle 6, entre calles Lemos y España. El acusado, identificado como Wilfredo Fernández, ingresó al lugar tras romper la tela media sombra que cubría el portón principal. Una vez adentro sustrajo 5 hierros y escapó.

Sin embargo cuando huía de la construcción se topó con un efectivo policial, que había sido alertado por una vecina, y para no ser descubierto abandonó los hierros en el camino. A los pocos minutos regresó a buscar el botín, pero ya en la obra estaban los propietarios que también habían sido avisados por la testigo.

El detenido, identificado como Wilfredo Fernández

El joven fue esposado de inmediato. Sin embargo cuando iba a ser trasladado por el personal del Comando Radioeléctrico se puso violento y comenzó a golpear su cabeza contra el móvil policial. Fernández terminó con el rostro destrozado, después de provocarse varios cortes, y tuvo que ser asistido por el personal médico.




Comentarios