Se trata de Valle Fértil. Hicieron montañas de tierra de dos metros para que nadie entre.


Un distrito agrícola del extremo Este de la provincia de San Juan tomó una insólita medida para prevenir la pandemia del coronavirus: cerró con montículos de dos metros de altura, todos los ingreos al departamento. Se trata de Valle Fértil, un pueblo con un poco más de 11 mil habitantes. Según publicó Diario Huarpe, la decisión fue del intendente Omar Ortiz quien además aseguró que no cerraron el acceso por Ruta 150 “porque no están autorizados”.

Los caminos aparecieron bloqueados con montículos de tierra, este viernes por la mañana y sorprendieron a todos. Se trata de los accesos por Aguango y San Ramón, aunque también fueron bloqueadas las huellas que unen al distrito sanjuanino con la provincia de La Rioja. Según dijo el propio intendente, las tareas de bloqueo de caminos continuarán hasta completar los 8 accesos que tiene la localidad y sólo les quedaría la Ruta sobre la cual no tienen injerencia. Sin embargo, el mismo jefe comunal aseguró que ya inició las gestiones para poder bloquearla a la altura de Baldecitos.

“En esa zona tenemos un control de Gendarmería pero la idea es dejar sólo como única ruta la 510 por Marayes”, remarcó Ortiz al diario local. Ese es el plan inicial del intendente y ya está trabajando para que sólo ese acceso quede habilitado. “El Valle está bien y no queremos complicaciones, por eso nos blindamos”, se justificó el político.

Lo mismo que Ortiz, ya habían hecho algunos intendentes del Conurbano Bonaerense que, no confiandos en el control que existía en otros distritos, decidieron cerrar los accesos. El Gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof trató de que no lo hicieran pero no logró su cometido.

“En todos los caminos vamos a hacer barricadas con montículos de tierra”, aseguró el intendente. Cabe destacar que hasta el momento, San Juan es una de las pocas provincias argentinas donde no hay circulación de coronavirus. 




Comentarios