Pasó en San Juan. El sujeto fue condenado por abusar sexualmente de su sobrina de solo 14 años.


En la Sala Tercera de la Cámara Penal y Correccional, un changarín de 27 años recibió una pena de 10 años de prisión por violar a una joven, nada menos que su sobrina de 14 años. Así lo decidió el juez Eugenio Barbera, quien presidió el juicio de instancia privada, tras escuchar el relato de la menor y acceder a los informes psicológicos. De acuerdo a la publicación de Tiempo de San Juan, los aberrantes abusos ocurrieron entre 2016 y 2017 en el departamento Rawson.

Todo comenzó cuando el sujeto se propasó y le dio un beso en la boca a su sobrina cuando se encontraron en la calle. Pese a que la niña había pensado que aquella situación se trataba de un hecho aislado, terminó siendo todo lo contrario. Es que a los días el hombre le pidió que fuera por su casa para que le leyera unos mensajes de WhatsApp, ya que él decía ser un analfabeto.

Ella, inconscientemente, aceptó y se dirigió al hogar sin imaginar que minutos más tarde iba a terminar siendo sometida sexualmente. Los actos siguieron a lo largo del año, hasta que a finales de 2017 se animó y confesó todo a su profesora de la escuela, quien luego se lo dijo a su mamá. La mujer rápidamente hizo la denuncia en el Centro de ANIVI.

El acusado había acordado, junto a su abogado defensor, Jorge Augusto Aguiar y el fiscal de cámara José Eduardo Mallea, los 10 años de condena en la audiencia de un juicio abreviado. Sin embargo faltaba que el juez Barbera ratificara la sentencia, que finalmente se dio este miércoles.






Comentarios