Una situación poco común sucedió en Twitter cuando un médico publicó en su cuenta personal una conversación que mantuvo con un hombre que se oponía a las vacunas contra el coronavirus.

Según el médico, la posición de las personas que están en contra de la vacunación responde más a la ignorancia en el tema. Foto: Ramiro Pereyra

El médico mostró la captura de pantalla de parte de la conversación con este hombre, quien terminaba pidiéndole ayuda y disculpas al profesional de la salud, dado que su hermana se encuentra intubada y estado crítico por el COVID-19 y a quien él le había sugerido a su familiar que no se vacunara.

El posteo del médico sobre la conversación con un hombre antivacunas

De esta manera, Mario Fitz Maurice, jefe de arritmias del Hospital Rivadavia, en la Ciudad de Buenos Aires, decidió hacer público en su cuenta de Twitter lo escrito por el hombre antivacunas que habló con él:

“Mi hermana no está evolucionando bien. Los médicos dicen que el oxígeno es muy bajo aun con el respirador y dada vuelta. Me siento muy culpable por haberle dicho que no se vacune. ¿Si le doy ya una vacuna la ayudará? Doctor, no quiero que se muera mi hermana. Fui un boludo, pero necesito que me ayuden. ¡Por Dios!”.

La captura de pantalla de la conversación que el médico mantuvo con el hombre antivacunas, y que el profesional de la salud decidió publicar en Twitter. Foto: @mariofitzm

Cabe recordar que este hombre le había sugerido a su hermana, de 53 años, que no se vacunara, y ella se encuentra intubada desde hace varios días y en estado crítico.

Por qué el médico hizo este posteo en Twitter

Al publicar esta información, más que nada pensé en la toma de conciencia que esto generaría. Sin ir más lejos, una vez publicada la captura de pantalla me escribe una persona por mensaje privado, contándome su historia y revelándome que en un momento fue militante antivacunas”, explicó Fitz Maurice.

Además, este médico decidió hacer público el mensaje para demostrar la “negación inicialmente por ignorancia”, con el objetivo de generar conciencia y enaltecer la importancia de la vacunación.

Respecto de la segunda persona que le escribió por privado tras leer el posteo en Twitter, el médico comentó: “esta persona me dijo que cuando comenzó todo él se encargaba de convencer a su entorno para que no se vacune, hasta que después se enfermó uno de sus hijos. Me escribió para decirme que se sentía muy identificado con lo que le pasa a esta persona”.

Para luego argumentar a partir de su razonamiento: “Esta negación a las vacunas tiene que ver, inicialmente, con ignorancia, hecho que ocurrió en la primera oleada; luego llegó de parte de gente que se opone a todo, no importa cuál sea la evidencia, y ese porcentaje de gente existe en la mayoría de los países”.

Finalmente, el médico dejó en claro su opinión: “Por suerte, en la Argentina, no fueron demasiados porque la gran mayoría de la población aceptó las vacunas. Aunque esa pequeña minoría es ruidosa, y quiere llegar a sobresalir yendo en contra de las mayorías”.