Los padres de los estudiantes de la Escuela Frontera Argentina, ubicada en el municipio salteño de Santa Victoria Oeste, estaban tranquilos porque por fin la conflictiva directora Alicia Ester Quispe había sido removida de su cargo y trasladad a otro paraje. Sin embargo, días atrás se llevaron una desagradable sorpresa cuando la mujer, junto a su hermano Fernando Quispe, llegaron al establecimiento educativo con dos camiones y se llevaron un cargamento de útiles escolares, guardapolvos, zapatillas y utensilios.

El lunes pasado intentaron repetir la maniobra pero los padres lo impidieron. En ese momento no sabían del contenido de las cajas hasta que las abrieron y vieron que contenían guardapolvos nuevos de todos los talles, zapatillas de números diversos, útiles escolares sin uso al por mayor, utensilios de cocina, decenas de banderas nuevas.

en una escuela fronteriza la exdirectora acopió materialesEl Tribuno | El Tribuno

El director actual, Alfredo Valor, quien es docente de esta escuela desde 2017, informó a El Tribuno que se hizo una denuncia penal porque la directora se fue sin entregar documentación. “Hemos hecho la denuncia penal que está asentada en la Fiscalía Penal 4. Solo luchamos por el bien de nuestros niños que son muy necesitados”, recalcó por su parte, la presidenta de la Cooperadora Escolar y secretaria de Personería Jurídica de la Comunidad Kolla del Abra Santa Cruz, Evangelista Subelza. “Tanta impunidad es dolorosa, ni a la policía le importa, esperemos que desde el Ministerio hagan algo esta vez”, agregó.

La escuela primaria Frontera Argentina comparte tres aulas con el colegio secundario rural 5.218 desde 2013, lo que ha deteriorado seriamente las condiciones del edificio y la calidad de vida de todos los alumnos durante las horas de clases.

La exdirectora de una escuela salteña se llevó cajas con elementos de estudioEl Tribuno | El Tribuno