Macabro hallazgo: incendio y un cuerpo calcinado dentro de un auto en la autopista Rosario-Córdoba

Personal policial y de Bomberos acudieron ante la denuncia de un auto en llamas y se encontraron con un fallecido. Fiscalía descartó que se haya tratado de un accidente.

Aún se desconoce la identidad del óbito
Aún se desconoce la identidad del óbito Foto: La Capital

Este martes por la tarde, personal policial y de Bomberos Voluntarios acudieron a un incendio en la autopista Rosario-Córdoba a la altura del Arroyo Ludueña y se encontraron un vehículo en llamas, en cuyo interior yacía un cadáver carbonizado que aún no fue posible identificar.

El hallazgo se realizó luego de que una persona alertara al Comando Radioeléctrico de Funes por medio del 911 sobre la presencia de un auto incendiado y presuntamente caído en una barranca del Arroyo Ludueña, en la colectora de la autopista que conecta Rosario con la ciudad de Córdoba.

El cuerpo estaba dentro del auto
El cuerpo estaba dentro del auto Foto: La Capital

Según las primeras informaciones, el personal acudió al lugar y encontró un Volkswagen Suran blanco completamente en llamas, con una persona adentro ya en estado de carbonización. Quien realizó la denuncia no estaba presente y la puerta del auto del lado del acompañante estaba abierta.

La Policía dio aviso a los Bomberos para controlar el fuego. También acudieron los Bomberos Zapadores y una vez controladas las llamas se pudo confirmar la presencia de un cuerpo calcinado. cuya identidad aún no fue corroborada.

El cuerpo estaba dentro del auto
El cuerpo estaba dentro del auto Foto: La Capital

Posteriormente, la fiscal de Homicidios Dolosos María de los Ángeles Granato ordenó preservar el lugar y que se solicite la presencia de personal de la Agencia de Investigación Criminal (AIC).

¿Por qué se descartó la hipótesis de un accidente?

La funcionaria indicó en la escena que el auto se encontró en un lugar “de difícil acceso”, por lo que descartó que se haya tratado de un accidente, como sostenía una de las hipótesis. No obstante, aclaró que “por el estado del cuerpo no se pudo constatar al momento rastros de violencia”.

En ese marco, Granato explicó que están investigando “la participación de una tercera persona, o un suicidio”. Además, explicó que el estado de destrucción de los tejidos hizo imposible determinar el sexo, edad y rasgos identitarios de la persona fallecida en la revisión ocular, por lo que se aguardan los resultados de la autopsia que será clave para echar luz sobre las causas de muerte y el cuerpo.

Temas Relacionados