El calor no planea dar tregua en Rosario durante el fin semana largo. Así lo sugiere el pronóstico para este domingo, ya que se espera una temperatura máxima de 35° y condiciones meteorológicas similares para la jornada siguiente.

La ciudad amaneció con una marca de casi 18 grados, cielo despejado y buena visibilidad. Para la tarde se anuncia la llegada de algunas nubes junto con ráfagas de viento desde el oeste de hasta 50 kilómetros por hora.

De acuerdo a los datos del Servicio Meteorológico Nacional (SMN), el lunes será un día bien veraniego con temperaturas entre 20 y 35 grados en Rosario. La principal diferencia es que a la noche se anuncia una baja probabilidad de chaparrones.

El pronóstico a nivel local indica que el inicio de la semana corta traerá alivio después de un par de jornadas agobiantes, aunque con condiciones inestables. Así como la máxima probable para el martes es de 23° con cielo mayormente nublado, el miércoles se espera que el termómetro llegue a marcar 30° y no se descartan tormentas aisladas a partir de la tarde.

A partir del jueves se registra un aumento sostenido de las mínimas probables hasta llegar a 19 grados el sábado. Para entonces se anuncia una jornada de cielo despejado y una máxima de 26° en Rosario.