Sigue la conmoción en la Escuela San Luis Gonzaga de Empalme Graneros a la que este viernes solo asisten alumnos de 6to año acompañados por un familiar.


La comunidad educativa de la Escuela Nº 1182 San Luis Gonzaga y en realidad todo el barrio de Empalme Graneros, siguen sin salir de la conmoción tras el fallecimiento de la pequeña Aldana, la alumna del 6to grado que murió tras sufrir una meningitis bacteriana fulminante.

Si bien el deceso se conoció este jueves en la madrugada e inmediatamente se suspendieron las clases, este viernes se permitía el ingreso de alumnos. En realidad fueron convocados los estudiantes de las tres división del 6to año junto a un familiar responsable.

El propósito es el de aplicarles a los niños la medicación preventiva provista por el área de Epidemiología del Ministerio de Salud, siempre con la autorización de un adulto.

Según manifestaron desde la cartera sanitaria, si bien la profilaxis se indica a los compañeros de aula de la fallecida que compartían cuatro o más horas durante los días de la semana. La decisión de extender la medicación preventiva a los integrantes de las otras divisiones del 6to año se tomó ya que los alumnos compartían actividades.

“Aldana era divina. Era un sol como persona. Es una tristeza muy grande la que tenemos”, indicó al móvil de Radio 2 una docente de la menor que este viernes asistía a la institución.




Comentarios