Recorrieron barrios vulnerables y hablaron con líderes sociales para informarse sobre las necesidades de cada lugar.


Newell’s, como tantos otros clubes de Primera y Ascenso, no fue ajeno a los cambios abruptos y repentinos marcados por la cuarentena debido a la pandemia e inmediatamente comenzó a planificar cómo asistir a los más necesitados.

Lucía Salinas, coordinadora del Departamento Social del club, reveló que las primeras involucradas en las tareas solidarias fueron las jugadoras de fútbol: “Cuando todo esto comenzó la primera acción nació de las jugadoras del fútbol femenino, que pensaron en organizar una colecta de alimentos, pero al no tener la experiencia vinieron a exponernos la idea y solicitarnos ayuda para poder realizarla”, contó.

-¿Y cómo avanzaron?

-Ellas se pusieron al hombro todo, se encargaron de la difusión, de pedir a los jugadores del fútbol masculino que graben videos para solicitar ayuda, de contactar con los referentes de cada barrio para ver las necesidades y hasta de ir a clasificar la mercadería. Logramos juntar 4000 kilos de comida que se repartieron entre las distintas peñas y filiales. Gracias a esas donaciones, se asisten a diario mediante ollas populares, meriendas y copas de leche a los barrios más necesitados de la provincia de Santa Fe. Por otra parte, el club realizó un locro con el que se repartieron 1000 raciones de comida. Fue un gran trabajo de forma cooperativa entre todos los departamentos, los jugadores y las jugadoras.

-Además de lo vinculado a lo alimentario, ¿realizaron otras acciones?

-Sí, creamos una campaña a la que llamamos “Distanciados, pero unidos”, dedicada a los abuelos y abuelas del club. Nuestros voluntarios van semanalmente a visitarlos y a tomar el té con ellos y ellas, y les llevamos regalos, como elementos de higiene, lectura relativa a la historia de nuestra institución y libros con el autógrafo de nuestras figuras. Allí detectamos si hay necesidades económicas o si están solos. A veces es la misma familia o vecinos los que nos contactan y nos pide que nos acerquemos. Ya recorrimos 17 localidades para estar junto a ellos. Después, replicamos esta acción para niños y niñas de 10 a 15 años. Los visitamos, les llevamos regalos y tratamos de propiciar espacios para la lectura. También empezamos a organizar una colecta de juguetes para el Día de la Niñez, en la que animamos a los chicos y chicas a que donen y acompañen los regalos con un dibujo, que luego participará en un concurso. Los juguetes serán entregados al Hospital de Niños de Rosario.

-¿Qué les deja esta pandemia como desafío y como logro?

-El desafío fue repensar todo, los escenarios conocidos ya no eran posibles. Sobre todo, en la primera fase el tema de la circulación fue un obstáculo muy grande y todavía cuesta un poco. Desde el lado positivo, trabajamos todos los departamentos mancomunadamente, buscando todo el tiempo generar mensajes educativos y solidarios.-¿Cómo se puede colaborar?-Acercando donaciones a nuestra sede social o escribiéndonos a nuestras redes sociales o a solidario@newellsoldboys.com.ar.

Fuente: Noticias Jugando es Mejor




Comentarios