Luego de una reunión encabezada por el gobernador del Chaco, Jorge Capitanich en la mañana de este lunes, integrantes del Comité de Evaluación, Monitoreo y Seguimiento de la Emergencia Sanitaria de esa provincia, recomendaron la divulgación de la obligatoriedad del uso de barbijos con la implementación, por vía legal, de multas por incumplimiento.

Esta sugerencia apunta a minimizar riesgos de contagio ya que según analizaron, se observó que “se han relajado ciertas normas como uso de barbijos, medidas de higiene y distanciamiento”. Así lo detalló el gobernador a través de sus redes sociales, luego de encabezar la reunión del Comité en la que además se analizó los indicadores sanitarios de las últimas semanas.

Capitanich aseguró que el uso de barbijo, la distancia de 1,5 metros y las medidas de higiene “son imprescindibles para evitar contagios”.

Durante la reunión se analizaron los indicadores sanitarios los cuales reflejan que hubo un incremento en el número de contagios. Ante esto “vamos a persistir en el control estricto de los protocolos, bloqueo focal de clusters en localidades y en la administración de la evolución de contagios”, dijo Capitanich.

Por último, el Comité recomendó no habilitar nuevas actividades para divulgar y concientizar respecto al protocolo estricto que será necesario para las fiestas de fin de año y evitar una irrupción masiva de contagios.