Al 105 de la Guardia Urbana Rafaelina (G.U.R.) se comunicó un vecino alertando sobre la presencia de un automóvil marca Fiat, modelo Uno, circulando de manera peligrosa en el ingreso Norte de la Ruta Nacional N° 34.

De inmediato, se inició un seguimiento desde el Centro de Monitoreo Urbano (C.E.M.U.) para apoyar a los móviles de la G.U.R. y la Policía en el trabajo de localización.

Precisamente, las imágenes de las cámaras mostraban que, luego de ingresar por el acceso Norte de la Ruta Nacional N° 34, el mencionado Fiat Uno tomó por Luis Maggi hacia el Oeste, siendo interceptado por los móviles de las fuerzas preventivas en Scossiroli al 1800.

Lejos de detenerse, el conductor se dio a la fuga. Ello motivó que se efectivizara la persecución del coche que llevó a su detención en Simón de Iriondo al 1000.

Una vez detenida la marcha del automóvil, se hizo presente Protección Vial y Comunitaria para intervenir con el procedimiento de rigor.

Se comprobó que el masculino que se encontraba al volante del automóvil Fiat Uno respondía al nombre de Cristian B., con domicilio en Rafaela, al cual no se le pudo realizar el control de alcoholemia debido a su alto estado de ebriedad evidente.

Además, no poseía Licencia de Conducir, documentación del vehículo ni seguro obligatorio.

Acto seguido, los agentes municipales labraron el acta de infracción correspondiente y retuvieron el automóvil, trasladándolo a los depósitos municipales.

Por otra parte, Cristian B. fue trasladado en calidad de detenido por los agentes policiales ya que sobre el mismo pesaría un pedido de captura por parte de la Justicia, así como también sobre el vehículo.