La tranquilidad de la noche rafaelina se vio interrumpida en el barrio Mora, en Zaffetti al 1.100, cerca de las 22. Los vecinos escucharon varios detonaciones de armas de fuego. Ya los reconocen, porque están acostumbrados: no son las primeras.

Al menos uno de esos impactos de bala dio en el cuerpo de Rodrigo G. Rápidamente fue trasladado al Hospital “Dr. Jaime Ferré”, pero la gravedad de las heridas determinaron su muerte.

Rápidamente se hizo preente la Agencia de Investigación Criminal y la Fiscal de turno, Fabiana Bertero, preservar la escena del crimen y relevar las pruebas con las que el MPA contará para la investigación y eventual condena.