El pasado 2 de junio, las autoridades máximas del CONICET y del INTA crearon el Instituto de Investigación de la Cadena Láctea (IdICaL), que tendrá sede en la Estación Experimental de Rafaela.

Ambas entidades nacionales forman Unidades Ejecutivas en todo el país. La de nuestra ciudad es la sexta. Y tienen como objetivo complementar sus capacidades y recursos para potenciar investigaciones científicas y tecnológicas; realizar actividades de desarrollo tecnológico y de transferencia al territorio; y formar recursos humanos.

Según Marcelo Signorini (CONICET) "el IdICaL es un unidad particular porque va a estar dedicada a la investigación en una cadena agroalimentaria completa: la lechera, y generalmente las unidades ejecutoras o los institutos de investigación de CONICET son temáticos. En cambio, este Instituto abordará la cadena desde la producción primaria hasta el producto elaborado".

"La Unidad Ejecutora le da un marco administrativo a esa relación, y esperamos que logre aprovechar las ventajas que brinda tanto el INTA como CONICET. El INTA en cuanto a infraestructura, capacidad de realizar trabajos a campo, y la llegada a los productores. Y del CONICET poder aprovechar toda la capacidad de investigación, de financiamiento para proyectos de investigación extra-INTA, y la formación de recursos humanos que radiquen sus investigaciones en la Experimental de Rafaela. De esa manera, ir cubriendo ciertas áreas de vacancia", agregó Signorini.

Para el Director del INTA Rafaela, Jorge Villar, "La creación del IdICaL constituye la formalización de un trabajo conjunto de larga data de investigadores del INTA y del CONICET en la experimental de Rafaela, integrándose en diferentes grupos disciplinarios para llevar adelante proyectos de I+D".

Quieren crecer después de 16 años

El IdICaL tiene el propósito de jugar un papel central en el desarrollo de la lechería por su relevancia a nivel nacional. La cadena láctea argentina es un sector que ocupa a más de 55.000 personas en 11.326 establecimientos y 760 empresas, los cuales producen y procesan alrededor de 10000 millones de litros de leche por año. Además, el país exportar el 15% de la producción, con un ingreso de 760 millones de dólares anuales.

Sin embargo, la lechería argentina se encuentra en una situación de estancamiento desde hace unos 16 años, a nivel de la producción primaria, industrial y de comercio exterior. Un aspecto que ha contribuido a ello, es la escasa inversión en I+D, que representa para la producción primaria argentina solamente el 0,05% del PBI Lechero, un porcentaje extremadamente bajo comparado con países productores como Nueva Zelanda (0,4%) y Australia (1,25%).

La creación del IdICaL con sede en la Estación Experimental Rafaela del INTA busca generar propuestas innovadoras de I+D que aporten importantes mejoras a la competitividad del sector lechero nacional.

Objetivos de la Unidad

A mediano plazo, el IdICaL pretende constituir y solidificar un grupo de investigadores que se aboquen a trabajar en todas las áreas de la cadena láctea, cubriendo las demandas y necesidades que tiene la Experimental con gente capacitada, formada y con capacidad para realizar investigación de alto nivel.

Y, a largo plazo, se pretende que la Unidad Ejecutora se transforme en un instituto fundamental para la investigación en lechería, y que sea reconocido a nivel nacional como el centro de referencia y consulta.