La abogada santafesina abrió un ciclo de charlas de Florentina. Pidió menos promesas y más recursos por parte de los políticos. El mayor riesgo es el abuso intrafamiliar. La ESI, la mejor herramienta.


Este jueves, la abogada santafesina Susana Chiarotti disertó en la ciudad de Rafaela sobre “Violencia sexual hacia las niñas, causas, consecuencia y formas de prevención”. Fue la primera de una serie de charlas organizada por la ONG Florentina.

Durante su exposición, la experta indicó que “todos los estados se muestran propicios a hacer actividades el 8 de marzo, pero la realidad es que en Argentina es el 0,004% del presupuesto lo que se destina a la violencia de género. No hay ningún país en América latina que ocupe el1% del presupuesto. Las mujeres no son un grupo de personas. Son la mitad de las habitantes de un país”.

“La violencia sexual infantil es terrible, porque se da en un espacio que debería ser de cuidado y ternura. Se trata de futuros adultos quebrados en su identidad”, detalló.

“Una de cada 5 mujeres a nivel mundial y uno de cada 13 varones sufrieron abuso sexual en el mundo, según datos de la OMS de 2016. El tema del varón es que no lo denuncia porque pierde su masculinidad, a diferencia de las chicas que no pierde su feminidad”, indicó.

Soledad Comini y Susana Chiarotti (Diario La Opinión – Jorge Barrera)

Brindó datos aterradores: “las principales víctimas son niñas de más de 5 años, y en la mitad de los casos, los abusadores son convivientes. En tres de cada 4 casos, son personas de confianza”. 

¿Cuáles son síntomas para estar atentos? “Cambios de conducta repentinos, pis en la cama, pérdida de apetito, no quieren quedarse solos con alguna persona en particular, caída en el rendimiento escolar, problemas para dormir, ansiedad, lenguaje hipersexualizado, que no está acorde a su edad”, describió.

Chiarotti recordó el caso de Reconquista, en donde el padre abusó de 4 hijas. “Dos denunciaron y una sola siguió el caso. A la segunda hija después de denunciar, su madre la molió a palos. El caso llegó a nivel internacional. Se hizo un resarcimiento a la única víctima que se animó a seguir la denuncia”. “Si el abusador es alguien cercano, se genera una crisis. Es probable que se castigue a la criatura, que no se le crea, sobre todo si la familia depende económicamente del abusador”, agregó.

“La culpa de la víctima es algo muy poderoso que genera trastornos a largo plazo. Desde consumos problemáticos hasta relaciones que repiten la violencia”, destacó.

“La maternidad infantil forzada es otra de las violaciones infantiles que no está siendo respetada. Sí la violación queda psíquicamente para toda la vida, la maternidad refuerza materialmente eso. Hay leyes que debemos respetar. Exigir a una niña a que materne, es poner en riesgo su vida porque su cuerpo no está en condiciones de vivir dignamente”, dijo.

“La educación sexual integral, Hay que defender la educación sexual Integral (ESI). Está hecha por especialistas y no hay que confíar en que una familia donde puede haber insesto sea la responsable de ‘educar’ en sexualidad. Hay que hablar de sexualidad adaptado a la edad, respetando a la diferencia y a la diversidad”, completó. 

“El patriarcado tiene 5 mil años y estamos deconstruyéndolo en los últimos 30 años. Conseguimos leyes nacionales, leyes provinciales, locales. Hay formación académica: exigencias que hace 20 años no existía. En los 80’s éramos decenas de mujeres, hoy somos millones. Hay un potencial de cambio que nos convierte en el lobby más exigente de la historia”, completó.




Comentarios