“El corte en Paso y Río dulce comenzó en el mes de junio y es la segunda vez que pedimos explicaciones dado que, ni la empresa ni Municipio dieron respuestas a un pedido de informes presentado en septiembre”, afirmaron desde Bien Común.

Pese a esto, desde el vecinalismo insisten en el pedido de informes sobre las obras realizadas en el sector y aquellas que aún restan para la apertura de la transitada esquina.

Los concejales Schamber, Garcia y Rodríguez solicitaron al Municipio que informe oficialmente sobre las gestiones que se hayan realizado para acelerar las reparaciones.

“Es una de las vías de circulación más importantes de la ciudad, por el tránsito urbano y el paso de la Línea 319. Nos preocupa la lentitud de la reapertura. Rehabilitar esta esquina es fundamental”, afirmaron los concejales.

“Es vital que el Municipio informe y podamos trabajar en conjunto por los vecinos. La falta de respuestas es lo que obliga a que tengamos que presentar pedidos de informes oficiales”, agregaron.

Los concejales de Bien Común también recordaron que meses atrás habían presentado un proyecto para multar a ABSA por incumplimientos en sus prestaciones pero fue desestimado por el resto de los bloques del Concejo Deliberante.

“Una empresa que responde tarde, o no responde necesita un control muy fuerte. Esa es la agenda que nosotros intentamos llevar adelante por eso seguiremos insistiendo”, explicaron.

“La reapertura de la calle tiene que ser acompañada de arreglos en el asfalto, en el marcado de las sendas peatonales y los carriles de circulación”, finalizaron.