El Tribunal Oral Federal de Paraná dará a conocer el martes el adelanto de sentencia en el juicio por robos de bebés en el Hospital Militar de Paraná, que tiene como imputado al represor Marino González.

La audiencia está citada para las 11 de la mañana. En primer lugar se dará lugar a las últimas palabras del imputado, quien se negó a declarar en la audiencia inicial del juicio.

Esta es la segunda vez que Marino González es juzgado por el robo de bebés en el Hospital Militar de Paraná durante la dictadura.

El militar dado de baja Marino González es enjuiciado por los hechos que damnificaron a Sabrina Gullino Valenzuela Negro y su hermano mellizo, nacidos en el hospital paranaense, durante el cautiverio de su madre Raquel Negro.

En los alegatos alegato, el fiscal, José Ignacio Candioti, solicitó la pena de 13 años de cárcel para el acusado. Las querellas solicitaron prisión perpetua o, subsidiariamente, 25 años de cárcel. El defensor reclamó la absolución.