Este último miércoles por la mañana, efectivos del Escuadrón 11 “San Ignacio” de Gendarmería Nacional (GNA) incineraron casi cinco toneladas de marihuana que fueron secuestradas durante los últimos meses.

El operativo se llevó a cabo en las instalaciones del aserradero La Lonja SRL de la localidad de Puerto Leoni, donde se quemó el estupefaciente incautado en quince procedimientos, según indicó la Gendarmería.

La marihuana destruida tuvo un pesaje de 4.731 kilogramos, cuyo valor en el mercado asciende a los 680.000.000 de pesos.

En la realización del procedimiento estuvieron presentes autoridades del Juzgado Federal de Oberá, quienes siguieron de cerca el operativo desplegado por los uniformados.

Prestaron colaboración en la quema integrantes de Criminalística y Estudios Forenses de Gendarmería.