Cuatro hombres fueron demorados, por romper el aislamiento obligatorio y circular en una camioneta sobre Ruta Nacional N°40 con canes de raza conocida como galgos y bolsas de arpillera en cuyo interior transportaban carne animal de dudoso origen.

Los efectivos, le solicitaron al conductor que se detenga sobre la banquina para identificar a los ocupantes y continuar con el procedimiento. Es allí, que identificaron a las persona, tres hombres mayores de edad y solicitaron apoyo para realizar el cacheo preventivo.

Caza furtiva en Neuquén

Una vez llegado el apoyo, palparon a los sujetos tomando las medidas de seguridad y advirtieron que cada uno de ellos portaba en su cintura, un cuchillo criollo. Del operativo realizado participó la División Comando Radioeléctrico Zapala, Comisaria N°22 y personal de SENASA.

Al visualizar por las ventanas del rodado, notaron además que en su interior, habían bolsas blancas, con manchas rojas y liquido de mismo color que caía al piso de la cabina, lo que se trataría de caprinos faenados. Además, observaron un vulto con forma de silueta humana tapado, de donde salió un sujeto más, de 20 años de edad y cinco perros galgos.

Caza furtiva en Neuquén

Al no tener justificación alguna para llevar las bolsas de carne y teniendo en cuenta que trasladaban la misma violando la normativa vigente y quebrantando el aislamiento social, fueron trasladados a sede policial. Finalmente, los cuatro, quedaron demorados a disposición de la justicia, por trasgredir los artículos 202 y 205 del Código Penal Argentino.