Se trata de la empresa Priball. Se liquidarán los productos a precio de costo.


El anunció lo realizó su propietario, Mariano Privitera a través de un comunicado oficial.

El cierre se produjo ante la imposibilidad de la empresa de competir con los productos que ingresan del mercado asiático.

El comunicado, reza lo siguiente: “En nuestra empresa tratamos de desarrollar productos que no defrauden a los argentinos. Por ello nuestros balones de costura manual tienen una larga vida útil. A la vez todo nuestro sector genera trabajo a miles de personas del interior del país. Lamentablemente la corrupción de los negociados del estado siempre esta latente en nuestro país. Son negocios rápidos y millonarios de corto plazo. Ya más de 20 millones de dolares se gastaron en pelotas asiáticas. Imaginen las ganancias de estas personas que ni siquiera trabajaron. Nosotros los giles laburantes, brutos e ignorantes del interior nos levantamos cada mañana a rompernos el lomo para poder pagar los impuestos nacionales y provinciales”.

Por último, agrega: “Anunciamos la liquidación total de nuestros productos a precio de costo y el desarme de nuestra empresa y venta de maquinarias, ya que no tenemos mas ideales ni deseos de seguir trabajando en este país, bajo estas leyes e imposiciones y contra esta fuerte competencia desleal efectuada por traidores de la patria (…) Nos rendimos y bajamos los brazos, sabiendo que fuimos ninguneados, pero con el gusto de saber también que el mismo presidente Mauricio Macri tiene una de nuestras pelotas de adorno en su oficina. Lamentablemente contemplarla no le ha servido para nada”.






Comentarios