La Subsecretaría de Movilidad Urbana del Municipio llevó adelante este miércoles un operativo de control del transporte público en la zona de la avenida Luro y Perú. La idea del despliegue fue controlar que todos los pasajeros tengan el Certificado Único Habilitante para Circulación (CUHC) requerido en el marco del aislamiento social, preventivo y obligatorio decretado por el Gobierno Nacional por la pandemia de coronavirus.

En total, fueron controlados 394 pasajeros en 24 colectivos, y se detectaron 220 personas sin el permiso correspondiente para circular, es decir, un 55% del total. Llamó la atención también una unidad que registró un total de 18 pasajeros sin permiso de un total de 23 personas que viajaban.

En cuanto al procedimiento de actuación, el responsable del área, Dante Galván, aseguró que "se bajaban a todos los pasajeros de los colectivos, se les pedía el Certificado de Circulación y, si lo tenían, se volvían a subir y seguir el viaje". Por otro lado, en relación a los casos que no contaban con el permiso, el funcionario municipal explicó que "se verificaron los antecedentes penales y si eran reincidentes en el incumplimiento de la cuarentena, las personas fueron trasladadas a la comisaría".

Galván también agregó que "hemos detectado personas que no tenía modo de justificar por qué estaban en la calle y otros lo justificaban pero sin el permiso. Por esto, remarcamos que todos permanezcan en sus casas y, si tiene que salir, además de un motivo válido, tienen que tener el permiso, porque el acta se labra igual".

Desde la comuna adelantaron además que este tipo de operativos de control a pasajeros del transporte público seguirán ejecutándose en distintos puntos de la ciudad.