Dentro del contexto del Brexit y los efectos colaterales en la economía de Malvinas, el Consejo Ejecutivo, emitió un comunicado hacia el sector pesquero donde les ofreció la extensión de derechos de pesca por un lapso que alcanzaría los 25 años. Actualmente los derechos que ostentan las pesqueras locales, llegan hasta el año 2031, pero los que deseen renovar sus derechos, podrán hacerlo luego de cumplir con una serie de condiciones.

Los derechos se extenderían hasta 25 años.

Según se pudo saber, las condiciones se enfocan en el futuro desarrollo de la industria pesquera en Malvinas. Se indicó que cada operador contará con un plan de acción individual donde desplegará las gestiones que realizará para que el acuerdo firmado por el gobierno británico en Malvinas y la Asociación de Compañías Pesqueras, se ejecute de acuerdo a lo planeado.

El acuerdo está basado en cinco ejes:

· La construcción de una administración sustentable y exitosa del sector de productos de mar.

· Pugnar por océanos saludables.

· Atender el medio ambiente.

· Proteger a los trabajadores locales.

· Cuidado de la comunidad local.

Otra de las condiciones que se requiere que cumplan las empresas es que, de formarse una sociedad empresarial para el desarrollo de la actividad, la mayoría de las operaciones de pesca deberán ser de personas residentes en Malvinas

Los operadores pesqueros que no deseen extender sus derechos o que no hayan podido completar los requisitos solicitados, podrán hacerlo bajo el marco legal vigente (emitido por las autoridades británicas en Malvinas) hasta el 2031.

El gobierno británico busca dar sustentabilidad al sector que más rédito da a la economía de las islas.

Con esta extensión de derechos se busca que las pesqueras de las islas tengan sustento para planificaciones de inversión a largo plazo. También respaldar la continuidad de la industria y asegurar que los ingresos y beneficios económicos de la pesca, queden en las arcas de la economía de Malvinas.

Esto fue reconocido por el gobierno británico en Malvinas, a través de la Legisladora, Teslyn Barkman (Miembro de la Asamblea Legislativa) y que a su vez es la responsable de los Recursos Naturales en la Asamblea. Ella señaló que, la salida de la Unión Europea, sumado a los acontecimientos aparejados con el Covid 19, cómo esto impacta en la economía de los isleños y la industria pesquera de Malvinas, presenta un gran desafío.

La asambleísta británica puja por la actividad pesquera en Malvinas.dailymail

A su vez, indicó que haber revisado la condiciones para extender los derechos de pesca, ayudará a asegurar las perspectivas a largo plazo para los productores locales. Es por ello que, el gobierno británico en Malvinas se comprometió a trabajar conjuntamente con el sector para encontrar salidas que sean de apoyo mutuo y de esta forma apuntalar el pilar de la economía de Malvinas.