La Federación de VGM de la provincia de Buenos Aires emitió un comunicado dejando en claro su postura luego de los acontecimientos del fin de semana en Córdoba y Mar del Plata.


A través del comunicado 09/2020, firmado por el secretario VGM Guillermo Rezk y el presidente VGM Ramón Robles, la Federación de Veteranos de Guerra de la provincia de Buenos Aires hizo llegar su descontento por lo sucedido en las ciudades de Córdoba y Mar del Plata, en relación al ultraje propinado a la Bandera Nacional a raíz de la celebración del 28 de junio por parte de la comunidad LGBTIQ+.

Veteranos de la Guerra de Malvinas, defendiendo los derechos constitucionales amparados por la ley. De igual manera, se volvió a izar la bandera LGBTIQ+.

En las líneas del comunicado hacen referencia a que no están en desacuerdo con el colectivo LGBTIQ+, pero también quieren expresarle a los mandatarios ejecutivos y legislativos de las ciudades mencionadas que, “los Veteranos de Guerra, tomamos nuestra Soberanía y nuestras insignias Patrias muy en serio”.

EL VGM Daniel Villena, fue el primero en bajar la bandera que estaba ocupando el lugar del Pabellón Nacional. Tuvo que hacer la denuncia en la comisaría.

A su vez reseñaron que, desde que la Bandera fue legada por Belgranohubo muchas lágrimas y sangre derramada para defenderla, desde la Revolución de 1810 hasta la Guerra de Malvinas y exigimos que se cumpla, nada más y nada menos con Ley N° 23.208“. Esta ley especifica que “La enseña nacional, jamás deberá ser izada con otras banderas en el mismo mástil, excepto insignias militares, y tampoco deberá tocar tierra o agua, ni usar su mástil”.

Nuestros soldados derramaron sangre, sudor y lágrimas por defender la Bandera y la Soberanía Nacional, otros dejaron parte de su cuerpo, otros no volvieron. Hoy defienden nuevamente la Bandera, pero algo cambio en el camino.

También citaron el artículo 222 del Código Penal, el cual dice “Será reprimido con prisión de uno a cuatro años, el que públicamente ultraje la Bandera, el Escudo o el Himno Nacional o los emblemas de una provincia argentina”.

La Ley 23.208 y el artículo 222 del Código Penal son bien claros en su descripción.

Los Veteranos de la Federación, se pusieron en el lugar de los miembros del colectivo y expresaron que, saben lo que es “luchar para que reconozcan los derechos de deben tener, a esos derechos y luchas, agréguenle una plaza con un mástil pura y exclusivamente para su reconocimiento. Si todos nos respetamos como personas, respetamos la ley y respetamos nuestras insignias Patrias, nunca tendremos problemas”, concluyeron.




Comentarios