La policía investiga las circunstancias en las que se produjo el hecho.


Dos jóvenes fueron hallados ahogados en una represa cercana a la ciudad de La Quiaca, en un operativo desplegado tras el aviso de vecinos que los habían visto ingresar al agua pero no salir.

Los cuerpos de los jóvenes fueron encontrados a última hora de la tarde del viernes en proximidades de la compuerta que regula el embalse del agua proveniente del río Sansana, a unos siete  kilómetros de la ciudad fronteriza de La Quiaca.

Comuneros de esa región habían alertado a la policía que “dos personas se sumergieron a una suerte de dique y no salieron más de las aguas”, dijeron fuentes policiales.

Recibida el alerta, efectivos de la Comisaría 17 junto a personal de Bomberos, Criminalística y vecinos se abocaron a abrir la compuerta del dique y así, al bajar los niveles de agua, dieron con los cadáveres de los jóvenes.

Ayudante fiscal de La Quiaca, Luis Miguel Cavanna.

Las fuentes consultadas refirieron que “la base del dique es un sector de gran profundidad y barroso”, lo que habría resultado una trampa mortal.

Ese día en la Puna jujeña se registró temperaturas de hasta 24 grados, lo que habría motivado a las víctimas sumergirse en la represa. En el lugar de los hechos los policías encontraron prendas de vestir que aparentemente serían de las víctimas.

El ayudante fiscal con asiento en esa región, Luis Miguel Cavanna, ordenó que se realice inspecciones oculares en la zona y se traslade los cadáveres a la morgue del hospital “Dr. Jorge Uro” de la ciudad de La Quiaca, donde se realizará las autopsias.




Comentarios