A fin de evitar pasar un Año Nuevo sin agua potable, desde el Instituto Misionero de Agua y Saneamiento solicitan utilizar el servicio con responsabilidad.


Debido la rotura repentina de un caño sobre la calle el Uru, en Villa 14 de la localidad de Puerto Iguazú, solicitan a la comunidad utilizar el agua con responsabilidad ya que el trabajo de reemplazo del mencionado caño llevará varias horas.

Varios barrios se podrán ver afectados por la falta de presión, según precisó el matutino El Territorio. Es un caño de PVC de 450 milímetros de diámetro correspondientes a un tramo nuevo de la red de impulsión.

Se redujo a la mitad la cantidad de metros cúbicos de agua cruda que se toma del río, pero lo compensaron con agua de la toma del Mboca-í, explicó Ulises Espinoza, director de servicios de IMAS.

Desde IMAS aseguraron que cuentan con los materiales para realizar el cambio del caño dañado, una cuadrilla se encuentra trabajando en el lugar desde las 5 de la mañana.




Comentarios