El municipio elaboró un protocolo en conjunto con los propietarios, pero esperan respuesta hace más de dos semanas.


El municipio de Esquel trabajó junto a hoteleros y gastronómicos en la elaboración de un protocolo sanitario para que restaurantes, confiterías y hoteles de la ciudad puedan abrir. Claro, en el caso de los alojamientos con la esperanza de que pueda habilitarse el turismo interprovincial, algo que se ha visto complicado por los nuevos casos de coronavirus en Trelew, pero aún así se mantiene la expectativa para más adelante durante la temporada invernal.

Sin embargo, la posibilidad de que los gastronómicos puedan atender al público en sus establecimientos podría ser más rápida porque alcanza con los clientes locales. El protocolo plantea extremar ciertas medidas de higiene y disminuir la capacidad de los edificios a fin de poder mantener la distancia entre mesas.

Secretario de turismo de esquel, Mariano Riquelme

La propuesta fue enviada hace más de 15 días al Gobierno provincial, pero aún no fue respondida. En el caso de Comodoro Rivadavia, que ya recibió la aprobación para sus bares y restaurantes, la idea fue trasladada de Provincia a Nación que dio el visto bueno definitivo. En Esquel esperan respuesta, dado que pretenden reactivar la economía de alguna forma por lo menos mientras no haya casos de COVID-19 en la ciudad.




Comentarios