El comité de crisis de Montecarlo se reunió nuevamente para analizar la situación que vive la localidad en medio de la pandemia por el coronavirus. Durante el encuentro, que estuvo encabezado por el intendente, Jorge Lovato, se decidió levantar los retenes y habilitar los accesos a la ciudad, que se mantenían cerrados por la cuarentena.

De esta manera, ya no será obligatorio ingresar únicamente por la rotonda, el paso que estaba habilitado como acceso a la ciudad, sino que se podrán utilizar las calles y avenidas alternativas.

Además del retiro de los retenes, también se sacará el puesto de seguridad en la rotonda del acceso Sur de la localidad.

Ante el nuevo escenario, los vecinos plantearon la necesidad de reforzar los controles en los comercios, clubes, iglesias y demás actividades habilitadas para que cumplan los protocolos correspondientes y se sancione a quienes no cumplan.