En total son nueve los efectivos del Servicio Penitenciario Provincial que fueron relevados.


Un total de nueve efectivos del Servicio Penitenciario que se desempeñaban en la Unidad Penal III de Eldorado, fueron desplazados de sus cargos y pasados a disponibilidad para ser investigados por la Justicia penal tras una denuncia que los involucra en el robo de alimentos e insumos.

Entre los efectivos apuntados, se encuentran el director y la subdirectora de la unidad penal; René Alfredo Ledesma (41) y Laura Soledad Valiente (38) respectivamente. Además, siete funcionarios más de la misma unidad fueron apartados y serán investigados por “cohecho”.

Desde hace menos de dos años comenzó a registrarse el faltante de insumos de la UP-III. Las mercaderias fueron sustraídas bajo la modalidad de “robo hormiga”, por lo que la investigación se realizó de manera silenciosa. Los faltantes eran difíciles de detectar porque los proveedores de la institución carcelaria entregaban mercaderías y remitos sin que se registren irregularidades.

El martes encontraron un altillo dentro de la prisión, donde había alimentos y elementos de limpieza por un valor de 250 mil pesos. El hallazgo desentramó una secuencia de responsabilidades.




Comentarios