La municipalidad de Puerto Rico informó que a partir de este lunes 20 de abril comenzará a funcionar la cocina centralizada para reforzar la asistencia de la Nación y la provincia a los sectores más vulnerables durante la cuarentena obligatoria por la pandemia de coronavirus.

En total serán mil raciones de comida las que llegarán a las familias más necesitadas de la comuna. "Un menú sugerido por especialistas, a los efectos de dotar a la asistencia alimentaria del valor calórico y nutritivo adecuado", indicaron desde el gobierno municipal, publicó El Territorio.

La cocina funcionará en el predio de la Parroquia San Alberto Magno mientras que el aporte de los insumos lo harán la municipalidad, comercios y empresas locales a las que se sumaron las diferentes iglesias locales que llevaron adelante una campaña solidaria entre sus feligreses.

"Este servicio operará durante las próximas dos semanas a los efectos de llegar con la asistencia en el último tramo del mes, cuando la mayor cantidad de personas que reciben la asistencia estatal, ya cobraron el beneficio e invirtieron esos recursos", explicaron desde el área de Desarrollo Social local.