En el marco de los reclamos de los choferes por falta de pago, los ómnibus de la empresa Coniferal dejaron de salir de las puntas de línea, para sus recorridos por las calles de Córdoba.

Así lo adelantó Guillermo Cabrera, delegado de la Unión Tranviario Automotor (UTA), delegación Córdoba, en diálogo con Cadena 3.

Al parecer, la empresa destinó el dinero recibido de la Municipalidad de Córdoba para pago a proveedores, en lugar de hacer frente al reclamo de los choferes.

Ahora, en el gremio esperan que se depositen 4.000 pesos para cada trabajador que habían sido convenidos. Caso contrario, la medida de fuerza se mantendrá al menos hasta el próximo martes. 

Los servicios correspondientes a Coniferal afectan a los corredores 1 y 6 de la capital cordobesa. El conflicto se reeinstaló a una semana de la normalización del transporte urbano tras 27 días de paro, y en medio de la pandemia de coronavirus.