El empresario Rubén Aquino y su esposa fueron víctimas de un violento asalto a su casa, mientras se encontraban durmiendo. Dos hombres encapuchados ingresaron a la vivienda ubicada en barrio Aeropuerto Viejo en El Calafate, y atacaron a su dueño con violencia, le dispararon con un arma que no mató a Aquino , de milagro.

"Acabo de nacer de nuevo, por el disparo que tengo en la cabeza. Tengo la bala en la frente. Me dispararon a matar", dijo el empresario. Aún en el hospital donde estuvo internado el hombre contó el terrible momento que vivió junto a su esposa, quien también fue agredida con "trompadas en la boca", narró.

Aquino, quien tiene dos niños, dijo que apenas se despertó alrededor de las 05:00 de la madrugada del martes, por los ladridos de su perra, vio cómo uno de los ladrones se le abalanzó encima. Con él forcejeó y el atacante disparó su arma. Vio un fogonazo y quedó semi-desvanecido.

El calafate empresario Rubén Aquino víctima de asalto

Violencia y angustia

Al matrimonio lo maniataron usando precintos y los golpearon reiteradamente para que les diga la combinación de la caja de seguridad donde guardaba el dinero para pagar los sueldos de los empleados. "50 mil dólares se llevaron", reveló Aquino, quien se dedica al transporte y turismo.

Una vez que se fueron, el vecino fue hasta la cocina. Logró tomar un cuchillo, con el que su esposa cortó los precintos, y luego él la liberó a ella. “Yo estoy vivo de milagro”, remarcó. El empresario no se explica cómo los asaltantes ingresaron a su casa, y en sus declaraciones dejó entrever que sospecha de la violencia que utilizaron. “Espero que haya sido un robo simple”, manifestó.

Además aprovechó la entrevista para pedirles a los vecinos que aporten algún dato si vieron algo, o notaron algo sospechoso.

Fuente: Ahora Calafate