Agustín tiene 11 años y cuatro días a la semana viaja dos horas y media para jugar en el "Granate".


Ser futbolista profesional es el sueño de muchos niños en Argentina. Sin embargo, para llegar a Primera se necesita dedicación y esfuerzo, algo que quedó reflejado en una foto viral de un nene -vestido con ropa del club Lanús- que se quedó dormido en el tren tras un día de entrenamiento.

El protagonista de la imagen es ​Agustín Lobo, de 11 años, que se desempeña como mediocampista en las juveniles del “Granate”. Cuatro días a la semana viaja dos horas y media para hacer lo que le gusta: jugar a la pelota.

Agustín con Lautaro Acosta, ídolo de Lanús. (Olé)

​Su madre, Judith, contó su historia. “El año pasado jugaba en la Liga Metropolitana y hoy ya está jugando en el torneo de AFA. Entrena de martes a viernes, entre tres y cuatro horas diarias. ¡Termina muerto! Imaginate que aprovecha las dos horas y media de viaje para dormir y descansar. A la vuelta, apenas tomamos el tren, se queda dormido y se despierta recién en Ranelagh. Es un sacrificio muy grande”, explicó en una entrevista con Olé.

Él es quien hace el mayor esfuerzo porque se levanta todas las mañanas a las 7.30 para ir al colegio. Sale a las 12 y 14.30 tiene que estar en el club para entrenar. Así que cuando sale come volando, porque tenemos dos horas de viaje, siempre y cuando no nos falle el tren”, agregó la mujer.

Agustín Lobo. (Olé)

Además de Lanús, Agustín también juega en un club llamado Olimpo. Y según contó Judith, siempre piensa en fútbol: “Los lunes, que es el único día que no se entrena ni juega, aprovecha y se va a practicar en una canchita cerca del barrio. Ama jugar a la pelota y lo hace feliz”.

Como muchos argentinos​, Agus es fanático de Lionel Messi. “Se la pasa viendo videos y partidos de él, es su ídolo dentro del fútbol. Sueña con poder debutar en Primera y algún día conocer a Lionel“, aseguró su madre.




Comentarios